La buena vida

5 06 2011

Barra de pan: 35DKK (5 euros)

2 litros de leche y 1 docena de huevos: 59 DKK (8.5 euros)

1 billete sencillo de ida a Roskilde: 84 dKK (11 euros)

Pero ir en tren rojo (S-tog) a Hillerod el primer domingo de mes -> GRATIS.

Son las 22:54 y sigue habiendo luz en el cielo. Por fín el termómetro superó los 20 grados y la sensación de calor (CALOR) se hizo patente. Apetecia ir por la sombra y eché por primera vez de menos el característico viento danés. Copenhague despidió a mi madre y al festival de Distortion tras un finde apoteósico en el que no ha habido tregua. La fiesta en las calles se convirtieron en reuniones multitudianrias de daneses al sol, con cervezas, música y amigos. Salir tan temprano por la tarde tiene el oincoveniente de que cuando cae el sol en la ciudad tu cuerpo pide vovler a casa a descansar. O al menos a tomarse una birras al Floss.

Como volvía de Kastrup, cogín un libro, una toalla y algo para picar y me planté en la playa de Oresund. La sorpresa fue ver que estaba repleta. Parecia Benidorm el 15 de julio. El agua de mar, aún dulce, estaba menos gélida que la última vez. De todos modos me hubiese dado igual ya que estaba sofocado de calor. No sabemos por qué pero el primer domingo de mes los trenes S-tog son gratuitos. Bueno, pues era la primera vez que aproveché esa oferta. Tentados por la buena tarde, la gratuidad del transporte y la lejania de Hillerod decidimos ir a visitar el castillo de Frederikborg. Preparamos picnic, escogimos una buena sombra y dimos rienda suelta a nuestra imaginación. De chorradas, me refiero. Hicimos comtición de lanzamiento de palo con los dedos de los pies o nos tiramos colina abajo haciendo la croqueta. ¿el castillo? Muy bonito. Dimos un paseito por los ciudados jardines y los alrededores. Como era de esperar el pueblo estaba muerto a las 21:00 y eso que la tarde y la luz invitaba a salir fuera.

Tumbados en elc esped, mirando al claro cielo azul, escuchando los sonidos de la naturaleza, te invade una sensación de relax y tranquilidad, de felicidad y despreocupación que te hace recordar muchos de los momentos vividos. Me apunto a la teoria de sara. Cada vez que eche de menos Dinamarca, miraré al cielo. Es lo único que en cualquier parte del mundo es igual.





Semesterafslutningsfest

31 05 2011

Último día de mayo. El tiempo mejora.

La merecida libertad post-project se juntó con la primera tarde soleada en una semana. Desde hace algunos años surgió en Lituania la iniciativa de juntarse con tus amigos el último lunes de mayo en un espacio público de las ciudades para crear pompas de jabón. Si, ese mítico cacharrito que cuando éramos pequeños soplábamos para intentar hacer burbujas. A unos les salía mejor que a otros. En Copenhague el Burbuliatorius, que es como se llama el evento, se celebró en los jardines de Frederiksberg con el castillo de fondo y los patos haciendo de las suyas en el lago. Y así, como niños pequeños, con un barreño de jabó, iniciamos una pequeña competición para ver quien creaba la burbuja más grande, con forma más extraña o que se mantenia por más tiempo. Ana y Guille fueron los triunfadores. La ocasión también sirvió para extirarnos en el cesped, beber unas cervezas y picar algo de comer. Just for fun. Porque nos lo merecemos.

De las burbujas pasé a la ONG. Ayer era la despedida de Silvia. Erasmus dispares los nuestros. Ella feliz de dejar una Dinamarca en la que no se le ha perdido nada. A mí me da penilla. Vinimos juntos y fue un apoyo en los siempre difíciles primeros días. Al menos, nos quedará Madrid. Nos tomamos tranquilamente un cafecito en un local de Norrebro regentado por una ONG. Muy curioso y peculiarmente decorado, como suele ser habitual en este país. Hablamos del Erasmus, nuestras experiencias, sensaciones y enseñanzas. Del paso del tiempo y el contexto en el que hemos vivido. rápidamente nos dieron las 22:00.

Tocaba cenar y Hiroko cocinó sushi en el piso de María y Ana. El plan era salir por la noche a la Semesterafslutningsfest pero la mitad de comensales se rajaron. Previo paso por mi casa, el resto tomamos rumbo a la discoteca blanca. A la orilla del lago y conocida por ese nombre por ser una palacete blanco. Era inevitable recordar los primeros días del erasmus. En ese mismo lugar pero sin saber que un día viviría a 7 minutos andando. En ese mismo lugar pero sin perderme desde Norreport Station. Fiesta internacional, un gran grupo de Erasmus que vinieron de Trekroner, fotos de “familia”, bailes en el escenario-tarima y la sensación de disfrutar y desfasar como el principio, pero sin ser el principio. Será el final pero junio promete emociones fuertes.

Próximamente -> Distortion Festival 2011





Curioso. Hoy el sol sale en Copenhague

21 05 2011

Pues yo creo que hoy va a ser un gran día.





Acampada en Copenhague

20 05 2011

Todos conocemos de primera mano la situación en nuestro más o menos querido país: politización de la justicia, la partitocracia, la corrupción endémica, las elevadas tasas de paro, empresas que tienen beneficios pero q echan a sus trabajadores, la jubilación a los 67, los contratos-basuras, el becario explotado, las familias que se han quedado sin ingresos…
En varias ciudades españolas desde el 15 de Mayo se han sucedido varias protestas que buscan como objetivo cambiar algo ene ste anquilosado sistema. Quizá este movimiento puede q quede en nada, quizás penseis que la situación podría ir peor o a peor si algo cambie, pero de ilusiones se vive. Nadie en el siglo XVI pensaría q se puede vivir en una sociedad plural y abierta, nadie en el XVII pensaba que se podría manifestar uno libremente o tener derecho a huelga, nadie en el siglo XVIII podria siquiera imaginar un Estado de Bienestar, nadie en el siglo XIX pensó que un día podriamos votar todos, y pocos creyeron en el siglo XX que habría una Europa unida y en paz. Sin embargo esas utopías cobraron realidad gracias a la voluntad de la gente. Si estás indignado o cabreado ante la realidad española, si crees que algo si que puede cambiar ÚNETE.

Un grupo de españoles ha creado una concentración para mañana a las 17:30 en la Embajada de Copenhague, en Osterport. El objetivo de la concentración es mostrar solidaridad cn las protestas en España. Unas 20 personas nos hemos reunido a los pies de la Universidad de Copenhague para organizar el tema. La policia danesa exige que si te vas a cocnentrar avises para que ellos esten allí por si pasa algo, pero es muy poco probable que desalojen. Como también habrá presencia de medios de comunicación daneses, se ha pedido que se cuiden las formas. Además hemos realizado un reparto de tareas para que la cosa funcione mejor: las personas encargadas de hablar con los periodistas, la que llevan la pancarta principal (con sábanas gigantes), los que imprimen los folletos en inglés/danés/español para dar mayor difusión y los que tienen que escribir y recopilar todas las novedades. Esa tarea ha recaido en Studiestraede. Nos encanta el area comunicativa asi que a partir de esta noche a Victor y a mí nos tocará desdoblarnos con nuestros blogs y escribir otro más. http://democraciarealyacopenhague.wordpress.com





Barbacoa en Korallen

7 05 2011

Casi las 22:30 de la noche. Los rayos de sol todavia despuntan en el horizonte. Es la lenta agonia del sol en Dinamarca.

La comida-merienda-cena de hoy ha sido patrocinada por Super Brugsen. Todo un detalle por parte de esta cooperativa de trabajadores en el mundo del supermercado. No quería faltar a la fiesta de cumpleaños de Sara y Karen. Nuestras 2 jovenzuelas que irremediablemente se van haciendo más viejas. Lo importante es que aunque los años pasen, las amistades queden.

La terraza de Korallen sirvió por primera vez para algo útil. El viento trekroniano impidió hacer picnic en el cesped asi que la barbacoa, made in Fakta, la instalamos en el exterior de la cocina. De repente, y tras 8 meses, comprobé lo grande que pueden llegar a ser estas terrazas. 14 personas comiendo y un sofá dispuesto para disfrutar de una agradable tarde soleada. En el arte de la comida nadie nos supera. Salchichas, pacenta, costillas, hamburguesas, tortillas de patatas, ensalada de pasta hicieron que no solo subiesen los años hoy. Para culminar una cosa que echaba de menos: la sobremesa. Al más puro estilo español, las 5 horas se nos consumieron entre risas y conversaciones.

No se soplaron velas. Si nos comimos la tarta. Veremos como se desarrola la fiesta en la capital. Gracias chicas por esta velada





Un baño en el Mar del Norte

21 04 2011

Pongamos que hablo de un cuento.

Erase una vez, una isla llamada Selandia en la cual vivía un intrépido aventurero. Un día se le planteó la posibilidad de emprender un viaje al país vecino de Jutlandia. Alejado de la civilización y oculto entre terribles ventiscas se hallaba el Reino de las Tinieblas. Allí, en lo alto de una prolongada cuesta se alzaba la residencia imperial de la Reina Saurí. Una carroza roja nos esperaba a la puerta dispuesta a adentrarnos en las profundidades de la inmensa llanura. La Reina no viajaba sola. 5 vasallos provenientes de lejanas tierras estaban ahí para acompañarla. Comenzado el viaje, atravesamos Fionia, previo pago de un tributo al señor feudal que gobierna aquellas tierras, para llegar a Billund. De repente, y sin previo aviso, nos sumergimos en un cuento de niños. Un mundo donde todo eran figuras, donde todo era miniatura. Era la tierra de Legoland. Diversión y fantasia a precio de oro. La Reina Saurí dió varias de sus coronas y las puertas de ese mundo se abrieron ante nosotros.

Agotada tras un intenso día, la Reina pidió descansar en sus aposentos. El sitio escogido fue Ribe. De nuevo, volvimos a cambiar de cuento. Pero, en esta ocasión, nos adentramos en pleno siglo XII. Solo un extendo campo verde se extiendía hasta el mar. En su interior, oculto de las malignas miradas procedentes de los dominios de Poseidón, bañado por el río homónimo, se escondía el pueblo más antiguo de la región. Cada calle estrecha, cada casa de madera, cada rincón colorido, rememoraba el pasado vikingo y presente nórdico del lugar. Idílico para descansar, para escuchar las aguas correr, para saborear la dulce libertad, para sentir el tiempo pasar, para oler la primavera llegar.

Un día, decidimos ir a lo más alto de la torre más alta. La Reina Saurí quería contemplar el horizonte. 278 escalones que casi le hacen desfallecer. Pero no se preocupen, en los cuentos de niños nunca muere el personaje bueno. No obstante, se enfureció tanto, que tuvo que descargar un ira torturando a un ciudadano de Ribe. No paraba de preguntar y preguntar hasta que encontró a la persona perfecta. 1hora le sometió al interrogatorio. Incluso lo grabó. Dice que lo subirá a Internet para que todo el mundo pueda apreciar las magnificas cualidades de nuestra Reina.

En los cuentos, como en las postales, siempre reina el Sol. Una pequeña isla, Romo, hizo las delicias del séquito real. Montados en la carroza llegamos a orillas del Mar del Norte. Ahí donde Jutlandia acaba y se contempla a lo lejos, la tierras de los bárbaros ingleses. Tras haber llegado a los confines de su reino, la Reina pidió volver a casa. Una travesia de 4 horas que en la mayor parte del recorrido se hizo durmiendo. El Reino de las Tinieblas se alzaba de nuevo ante nosotros sin embargo, ¿les confío un secreto? El viaje pudo acabar pero lo bueno del cuento es que continua





Boserup: los lunes al sol.

18 04 2011

Conversaciones en un autobus:

Sara, me encanta Roskilde. Sientes que realmente estás en un país nórdico. Mira que casas. Con sus tejados tan inclinados que tienen doble buhardilla. Con sus jardines tan bien cuidados. Me gustaría vivir en un sitio así. Hay que disfrutar del paisajes que se ve. Grandes campos que comienzan a florecer. Todo está verde en un día soleado.

El autobus llega a su última parada: Boserup. No hay nada más que un sendero que se adentra en el profundo bosque. Siguiendo el camino, y por unos pocos días, se ve un gran manto de flores blancas, parecidas a las margaritas, pero con mejor olor. El blanco y el verde se fusionan. Varios lagos jalonan nuestro camino. Altos árboles nos hacen compañia. Y de repente: el mar. El fiordo de Roskilde se expande ante nosotros.

Cambiamos playa por pradera, arena por hojarasca sin embargo el ambiente es el mismo. Relajación. Silencio. Sonidos de la naturaleza. 3 cabezas nos saludan. Estan comiendo fresas en medio de aquel paisaje. De vez en cuando alguna persona hace acto de presencia. Por lo demás solo gaviotas, cisnes y patos nos hacen compañia. Y el agua del mar resulta que no está tan fria. A pesar de ser el Báltico. Me tumbo para descansar de preocupaciones del meeting de por la mañana en RUC sobre el project. Boserup y sus flores. Los lunes y su sol

PD: Primer batido de fresa del año. Casi había olvidado lo que se siente. También lo que era pasar una tarde en una Bodega. Aunque esté regida por unos “yonkies” y situada al lado de la estación de Roskilde