Mi última noche: hoy arde Copenhagen

23 06 2011

La última entrada de este blog en Dinamarca la voy a escribir desde la cafeteria Paludan con mi chocolate caliente. ¡¡Cómo no!! Cafeteria-Libreria que junto con la Black Diamond han sido mi rutina en Copenhagen.

La intensidad con la que si viven los días hace que esta semana se me haya hecho larguísima. No hace ni una semana cuando estaba nervioso por el devenir de mi examen y esta noche . Pero todo llega y hoy es mi último día en Dinamarca. La diferencia con ayer es que mis últimas horas me las he tomado con otra filosofia. Nada de nostalgia ni dramatismo en mi paseo por Roskilde. Estaba contento. Hasta el final, este pequeño pueblo me ha vuelto a sorprender. Desde hace varios días se ven autobuses descapotables circulando por la ciudad con jovenes alegres de fiesta con sus cervezas. Por su aspecto jovenzuelo, suponemos que han terminado la Selectividad danesa. Bueno, aunque aquí con las caritas de bebé que tiene la mayoria, todos parecen pubers. El caso es que hay estaban, a las 14:00, borrachos, en medio de la plaza, saltando, riendo, con sus gorritos marineros (que inundan la ciudad) y dando vueltas a la fuente pero sin bañarse ninguno en ella. ¿No se atreven a mojar sus piecitos a 17ºC? Cultura danesa…

Fui a Roskilde y a RUC básicamente a despedirme del Tiger y Super Brugsen que tantas alegrias me han proporcionado. No podía irme sin echar un último vistacillo. Luego me entró el síndrome Sara López, que consiste en seguir cogiendo ropa de tiendas aún a sabiendas que la maleta está a punto de reventar. Con la escusa de “esto no ocupa nada” he renovado todo mi vestuario de ropa interior. Lo de la maleta ya es otro caso. La ves ahí, llena y piensa que todos los recuerdos de un año están metidos dentro. Son los 20kg materiales que me quedarán de este país. Como Correos me cerró por lerdo, me arriesgaré mañana a ir y enviar la maleta. No quiero bultos en mi viaje por Italia. Porque esa es otra, no he pensado nada en el viaje por Roma, Perugia y Siena. La Signora Iris se salió con la suya y al final soy yo quien va a visitarla.

A la vuelta de Trekroner he ido a coger mi bici que la había dejado en Central station y para mi mayor sorpresa e indignación, alguien ¡¡ME HABÍA ROBADO MI CESTA!! Serán cabrones. Mi cesta del Fakta, esa cesta que tan útil me ha sido, que tan fácil hacía reconocer mi bici desde la distancia, ya no estaba 😦

23 de junio —> SANKT HANS. Habrá hogueras en distintos puntos de la ciudad: Soerne, Lanebro, Frederiskberg, Faedllenparken, Nyhavn y playas del norte. http://www.aok.dk/byliv/de-bedste-steder-at-fejre-sankthans

Animémonos. Disfrutemos de mi última noche. Hoy si que si, arderá Copenhagen

PS: En Hedehusene vive gente. Doy fe. Todo queda concentrado en los 100 metros de calle principal que tiene.

Anuncios




¿Sería esto posible en Madrid?

25 05 2011

Me gusta Dinamarca y su gente por su enorme capacidad para sorprenderme. ¿Tendría razón aquel teórico marxista que dijo que el ser humano no es malo por naturaleza?.

Esta imagen no es solo de una tienda de mi calle. En la calle principal de Copenhague, en Roskilde, en barrios más alejados, la estampa es la misma. Ropa en la calle. Despreocupados, ingenuos, idiotas, confiados, buena gente. Daneses. Cultura





El Sol nunca dejará de brillar

19 05 2011

Quizás hemos cambiado. Seguramente no seamos los mismos. El tiempo hace mella en nuestra personalidad. Se tiene otro enfoque de la vida. Se observa otra perspectiva. el cuerpo pide cosas diferentes. Cuanto más conozco a los daneses, más me doy cuenta de los diferentes gustos que tenemos. 5 meses viviendo en Studiestraede y nunca nos habíamos parado a ir a los locales que están 3 números más allá. Cafés, pubs, incluso discoteca. En este sprint final en el que parece que la simpatía danesa sale a flote tras hibernar durante 6 frios meses, estoy empezando a conocer esos lugares en los cuales los daneses están cofinados. Puede ser porque ya no buscamos esas macrofiestas de Erasmus internacionales o porque no hemos acostumbrado a sus gustos o simplemente porque d etodo se cansa uno y busca nuevas cosas.

El Log Lady está en el nº27 de Studiestraede, si me asomo a la ventana lo veo. Un agradable local para sentarse y tomar un café con tu ordenador o unas birras con tus amigos. En sillas o en sillones. Con la música a medio volumen. ¿Qué nombre se le podría dar? En eSpaña eso no existe. O vas a una cafetria o a un pub o la disco peor no a ese tipo de remix que hacen. Anyway (mola más que en la forma en castellano), fue el sitio elegido por los 2 daneses para hacer la entrevista para el project. Me invitaron a su cerveza favorita la “Blue Beer” que no deja de ser cerveza normal pero que al menos se aleja de la típica Tuborg. Cuando cerraron a las 22:00, cosas que pasan en este país, nos metimos en el pub de al lado. Así, como quien no quiere la cosa, de día todavía. Luego llegó el siempre recurrido e interesante iIntercambio de impresiones culturales (piropos a las chicas, darse 2 besos con gente desconocida) que a ellos les parecia gracioso y a la vez extraño; o profundamente inimaginables (50% paro juvenil, sueldos-basura). La aportación a la cultura danesa del día fue su inclinación para quedar con los amigos en sus casa para comer. No son de salir a un restaurante, claro, no viven con sus padres hasta los 30.

Tras un intenso día de project work, al menos sale el SOL. Bonita palabra, por cierto





Tierra de mitos

15 03 2011

Parensen un momentos a pensar. O mejor, a recordar. Posiblemente habrán llegado a Copenhague H en tren desde el aeropuerto. Y probablemente habrán contemplado como es la entrada a la ciudad. Obras, un enjambre de vías, varias chimeneas destacando en el horizonte y si tienen un poco de suerte, como hoy; un anticiclón cubriendo la capital les dará la bienvenida a Dinamarca. Nada hace presagiar que se va a encontrar el nuevo residente. No dejen de pensar que imagen tenían de este país antes de llegar.

Victor nos explicó no hace muchos días que en Dinamarca existe la Ley de Jante, que a efectos prácticos bien a ser “una norma social que supone que todo el que tiene un nivel por encima de la media de riqueza, fama o salud debe actuar con modestia. Sin ser presuntuoso ni hacerse notar más que el resto.” En la cultura escandinava se mira con cierta hostilidad a aquellos que se creen superiores o mejores. Es una ley ficiticia, creada por el autor danés Aksel Sandemose y que va en aras de conseguir una igualdad social y una sociedad humilde.

Por eso aquí te sientes cómodo. Ya sabemos que el Estado subvenciona a los estudiantes, ya hemos comprobado que los jóvenes se independizan a los 18 años, ya conocemos universidades con teles de plasma, con salas de juegos, con sofás confortables y estilosos, con reprografía gratis y a total disposición del alumno. Hemos sufrido las silence zone, hemos disfrutado de poder beber en la calle, hemos visitados sus cuidadas cafeterias/cervecerias y sus locales de jazz. Los fumadores salen a la calle a fumar porque los establecimientos, y no el Estado, no quieren que se fume dentro. Hemos estudiado en bibliotecas que realmente te inspiran para estudiar. El viajar por motivos de estudios o project jamás será un problema ya que la universidad se hace cargo de ello. Nos sorprendimos al descubrir la ecoaldea de Munksøgaard, el nivel de comunitarismo y cooperativo de la calle Jægersborggade, el barrio alternativo y libre de Christiania, que Suecia está a tres paradas de tren y el alto grado de confianza que tienen hacia las personas.

Son altos, rubios, elegantes y ricos. Pero no presumen, no destacan, te tratan como un igual. Posiblemente la gente no conozca ningún aspecto de los mencionados anteriormente cuando llega  a Copenhague H, ni que su patriotismo consiste en que los ciudadanos por medio de sus hechos construyan un país donde de gusto vivir, donde el Estadfo se preocupe por el bienestar de sus ciudadanos. Su buen patriotismo no se ve salpicado por el nacionalismo rancio de símbolos y proclamas fantasiosas. Se enorgullecen porque trabajan para ello. Y aún así ningún danés parece comprende por qué quiero vivir en este país, por qué estudio danés, por qué me fascina caminar por la tranquilidad de sus calles y su arquitectura. Todos miran con buenos ojos y envidia a la vieja España. Ayy la vieja España…





Ecoaldeas

8 03 2011

El sol, como el dinero, no da la felicidad, pero les prometo que ayuda mucho a mejorar el estado de animo. En el pais de las “ÆØÅ”, la vida gira en torno a la luz. En un momento del year en el que el dia se prolonga hasta las 19:00 y algunos intrepidos se tumban en el cesped en ligeros de ropa para estimular la melanina, Uralde y 3 ecologistas mas van a ser juzgados en Copenhague por boicotear la Cumbre del Clima del 2009. En un pais tan ecologico y verde resulta curioso que su Gobierno sea tan implacable contra aquellos que defienden el clima. Mi flatemate, Victor ha escrito una fabulosa entradas explicando la situacion. Casualmente, hoy he descubierto que las clases de danes no solo sirven para torturarte itnentando leer textos o explicando chapuceramente como fue mi fin de semana, tambien la profesora se dedica a teach us  costumbres y cultura danesa.

La primera costumbre ya la comente en otro post con motivo del birthday de Stine (10 de febrero). En danes moderno se llama “sla katten af tønden” y la traduccion al spanish seria “apalear al gato en el tonel”. La reina de los gatos era quien hacia la priemra obertura al tonel y el Rey de los gatos, el que conseguia romepr la ultima pieza. Ahora en vez de gatos, cuenta la profesora, caen golosinas y fruta. Esto indica que no por ser una tradicion, las barbaridades han de perpetuarse en el tiempo.

El segundo descubrimiento han sido las ecoaldeas. Una ecoaldea es aquella que es social, economica y ecologicamente sostenible. En Europa hay un centenar ecoaldeas de las cuales 12 pertenecen a Dinamarca. Una de ella es archiconocida por los residentes en Copenhague o lectores de este blog: Christiania. Otra es Munksøgård y curiosamente esta muy cerquita de Trekroner. La profesora nos dio un link http://www.munksoegaard.dk/ pero como casi todo en este pais esta en danes. Como, a pesar de mis esfuerzos, no soy trilingüe les cuento la explicacion de la profesora en ingles. Dinamarca tiene una “Red de Ecoaldeas” (“LØS”) que engloba actualmente a 49 agrupaciones.

Ecoaldea

Periodicamente hacen actos publicos a los que acude mucha gente (el ultimo este fin de semana y de ahi la explicacion de clase) donde se promueve una ley para zonas libres, experimentales y ecológicas. Este pais es pionero en la construccion sostenible y en la integracion de los edificios con el medio ambiente. En Munksøgård, cada residente tiene su propia casa pero luego hay zonas comunes y varios dias los miembros de la comunidad hacen actividades juntos. Nada es de nadie y todo es de todos, esa es la premisa.

Y bueno, como acabo de descubrir que si se puede poner la pagina en ingles, continuo leyendo aspectos curiosos de esta villa. Se construyo en el 200o y esta formada por 100 casas, alrededor de las cuales hay varias granjas. La comunidad esta dividida en 5 grupos de 20 casas. Tres de los grupos de viviendas son propiedad de “Roskilde Building Association” y estas casas son de alquiler. El que vive en las casas de alquiler está bajo el control de los residentes. Uno de los tres grupos de vivienda es sólo para los jóvenes, uno es sólo para personas mayores, y uno está abierto para todo público. Cada grupo tiene su casa común para realizar actividades conjuntas (cenas comunes, reuniones, etc partidos). También hay preacuerdos sobre cooperación entre las ecoaldeas y las instituciones educativas danesas ya que como la educacion en Dinamarca no es obligatoria, en varias ecoaldeas existen colegios o formacion autodidacta.
Solo en doce ecoaldeas de Dinamarca he contabilizado un total de 1.890 personas. Pero es un fenomeno que sin duda ira a mas.

(Breve apunte: me estoy dando cuenta que esta entrada tiene muchas tilde que no puedo poner ~~)





Kulorbar y el finde cultural

21 11 2010

We were a few and the granma had a child. No tenía suficiente con que la gente de Korallen me corregiesen mi laismo y leismo excesivo como para que vengan 3 chicas de Madrid a reirse de mí también. Aquí el único Corregidor soy yo! (que chiste más malo por Dios).

La noche del viernes comenzó fuerte, a ritmo de Knebep, el vodka barato de Mercadona; y partidas de mus. Echaba de menos las 2 cosas. El mus y a Mercadona me refiero. Fuimos al Kulorbar, adorada por muchos pero que yo no termino de coger el puntillo a ese sitio. La entrada de 60 DKK + 20 del ropero+ 20 x si llevas una mochilita, además de contar con los seguratas más bordes de todo el reino. De este y del de la península. Allí uno vió tales cosas (dignas de Gran Hermano) que decidió darse a la bebida. Así acabé. Saltando por una ventana para colarme en el hotel de mis amigas. Hasta llegar a esa situación se juntó los grados de alcohol que circulaban en mis venas, caminar 45 minutos hasta Brygges Islands con Sara arrastrándome y el paquito chocolatero que iba bailando y cantando por la calle. Los internacionales no dejan de sorprenderme. Ciertamente lo pasé genial, lástima del malentendido con la botella de ¿bacardi? que le costó a Claudia la expulsión. Lo dicho, seguratas idiotas.

Y entre esas andaba cuando llegó el sábado. ¿O ya estaba ahí? Porque a las 8:30 sonó el despertador y a pesar de mi ímpetu a la hora de levantarme lo único que logré fue hacerme amigo de la papelera. Sin pasión ni piedad, danzamos rumbo a Stroget, el Nyhavn, City Hall y demás monumentos que terminaré aborreciendo antes de que acabe el año. La noche llegó a las 4:28 y ello trajo la partidita de mus de la sobremesa. Decidimos tomarnos la noche tranquila, lo cual no implicó ir al Francis Pony a tomarnos unos cocktailes y pasar por el Studenterhuset. Este es un sitio que levantó mucha expectación su apertura para luego ser una mierda. Tomarme una cerveza sentado hablando con mis amigos lo hago yo en Korallen y me sale más barato. La noche terminó en un irlandés que por cierto tenía muy buen ambiente.

Y el domingo… más cultura. Está vez tocó ver Rosenborg slot con las joyas de la corona danesa. Aquí a uno le da rabia que con el hambre que hay en el mundo un tocador tenga 300 piedras preciosas. Por si me quedé con más ganas de realeza, también visité el palacio de Amalienborg. Sobrecargado, pequeño pero curioso. curioso porque comprobamos que los reyes daneses se llaman Christian o Frederik desde ¡¡¡1448!!!20 generaciones de reyes que se alternan los nombres entre padres e hijos. Y la tradición continua ya que el principe se llama Frederik y su hijo Christian. Lo más impactante es que descubrí que no fue Hitler el hombre más poderoso de Europa sino Christian IX, apodado como el abuelo de Europa. ¿El motivo?. No existe casa real europea cuyos miembros no tengan los genes de este hombre: Monaco, Grecia, España, Reino Unido, Suecia, Noruega… Todo un crack a la hora de procrear y colocar a sus hijos.

Con esto finalizo por hoy. Solo darles 2 noticias de gran interés: el Tivoli es precioso con la decoración navideña y… la SIRENITA HA VUELTO!!! =)