¿Sería esto posible en Madrid?

25 05 2011

Me gusta Dinamarca y su gente por su enorme capacidad para sorprenderme. ¿Tendría razón aquel teórico marxista que dijo que el ser humano no es malo por naturaleza?.

Esta imagen no es solo de una tienda de mi calle. En la calle principal de Copenhague, en Roskilde, en barrios más alejados, la estampa es la misma. Ropa en la calle. Despreocupados, ingenuos, idiotas, confiados, buena gente. Daneses. Cultura